5 feb. 2012

Del Evangelio de hoy

De madrugada, cuando todavía estaba muy oscuro, se levantó, salió y fue a un lugar solitario y allí se puso a hacer oración. Simón y sus compañeros fueron en su busca; al encontrarle, le dicen: «Todos te buscan». Él les dice: «Vayamos a otra parte, a los pueblos vecinos, para que también allí predique; pues para eso he salido». Y recorrió toda Galilea, predicando en sus sinagogas y expulsando los demonios

1 comentario:

silencio en la oracion dijo...

Estimada hermana, gracias creo que el Espíritu de Dios sopla donde quiere, y siempre se hace sentir, que decirle ante este evangelio, cúando Jesús nuevamente nos invita a ese lugar solitario dónde se esta a sólas con ÉL, a buscarle y ¿preguntarme por que le busco? gracias que Dios esté con usted.

Sólo Dios

No soy bufón que haga reír a cortesanos, ni  marioneta movida por dedos sin cristal. No, no cambiaré por caprichos humanos s...