29 mar. 2014

"Los hombros traigo cargados"

Los hombros traigo cargados
de graves culpas, mi Dios;
dadme esas lágrimas vos
y tomad estos pecados.

Yo soy quien ha de llorar,
por ser acto de flaqueza;
que no hay en naturaleza
más flaqueza que el pecar.

Y, pues andamos trocados,
que yo peco y lloráis vos,
dadme esas lágrimas vos
y tomad estos pecados.

Vos sois quien cargar se puede
estas mis culpas mortales,
que la menor destas tales
a cualquier peso excede;

y, pues que son tan pesados
aquestos yerros, mi Dios,
dadme esas lágrimas vos
y tomad estos pecados.

Al Padre, al Hijo, al Amor,
alegres cantad, criaturas,
y resuene en las alturas
toda gloria y todo honor. Amén.



24 mar. 2014

La Anunciación del Señor

Decidme quién me besó
con unos labios de fuego...!
Pues nunca conocí
un beso como este beso:
¡si me ha dejado más blanca
que los altos ventisqueros
y me ha vuelto más fecunda
que los jardines del cielo!
Decidme quién me besó
con unos labios de fuego.
Nunca conocí
un beso como este beso:
tan lleno de suavidades,
de añoranzas y de misterio...
Eternos labios heridos,
Divinos labios de fuego
que, quemando, purifican
y sirven de refrigerio.

¡Oh labios, yo no soy digna,
pero... besadme de nuevo!

5 mar. 2014

Cuaresma 2014

Cuaresma...tiempo fuerte,
tiempo de gracia.

Dios se acerca, enamorado;
habla al corazón.
Con sus toques de amor
despierta las semillas de bondad,
escondidas en lo hondo de la tierra.
Con su ternura infinita
ahuyenta la oscuridad de la noche oscura,
planta cara a la idolatría y la opresión.
Con su oído abierto
escucha los gemidos en las orillas del mundo;
con su Palabra de amor
entabla por doquier el coloquio de la gracia.

Cuaresma... tiempo de interioridad
para vivir el bautismo,
misterio de presencia que Dios nos regala en el hondón.

Cuaresma... tiempo de responsabilidad, de lucha.
Para responder al misterio de entrega
que se hace presente en la Palabra y en la Eucaristía de Jesús.
Responder con las vidas levantadas,
con las vidas abiertas,
con las vidas asombradas por el Amor.

Cuaresma. ..tiempo de novedad,
tiempo hacia la novedad de la Pascua.
Con pasos humildes, concretos, fraternos.

Cuaresma...tiempo de Dios
y, por eso, tiempo de todo hombre y de toda mujer,
tiempo de una nueva humanidad más justa.

En camino con todos los pobres de la tierra,
en camino con los amigos de Dios,
en camino con María. ..

Hacia la Luz, hacia la Vida, hacia el Amor.




Caminar en cuaresma: 

Arena y cielo, espérame , Señor, voy  a Ti. 



La mundanidad espiritual

En el Evangelio de San Lucas (11,15-26) Jesús dice:  «Si yo echo los demonios con el dedo de Dios, entonces es que el reino de Dios ha lleg...