18 oct. 2015

Recuerda




1 comentario:

Rosa dijo...

Cuánto dice esta escena.

Muy buena película, era una de las preferidas de mis hijas. La recitaban casi de memoria. Uno de los personajes, Pumba, decía: "Yo soy un cerdo decente, no soy un puerco". Y una de mis hijas, que apenas sabía hablar, repetía: "Yo soy un cerdo de la fuente" (no entendía la palabra decente). Nos reíamos mucho.

Gracias, me has recordado la risa que pasábamos.

Un beso, querida amiga.

En verano--Ser presencia

Ser presencia, Señor, es hablar de Tí sin nombrarte; callar cuando es preciso que el gesto reemplace la palabra. Ser luz que ilumina el ...